Gestionar una empresa con deudas

 Hay veces que quien acude a nosotros no lo hace ni para comprar sociedades limitadas ya creadas, vender una empresa con deudas o incluso una empresa sin deudas (rentabilidad), más bien lo hace para contratar a algún profesional que le gestione una empresa con deudas.

 ¿Qué diferencias hay entre vender una empresa con deudas y buscar la gestión de la empresa en crisis?

 Muy fácil, la venta de la empresa. Mientras que en la venta de la empresa con deudas aquí el vendedor no quiere saber más de la sociedad que vende en el caso de la gestión es algo completamente diferente, aquí el empresario sigue teniendo el control de su empresa pero lo que hace es delegar la gestión de la misma en un profesional.

 Porque seamos realistas, cuando una empresa va bien no hay problemas de ningún tipo, sin embargo gestionar una empresa en crisis no es algo que lo pueda hacer cualquiera.

 Es más, incluso aunque contrates al mejor profesional con experiencia en la compraventa de empresas en crisis puede pasar que luego no consigas ningún resultado positivo.

 Gestionar una empresa en crisis no es fácil, ahora bien si como empresario tienes la oportunidad de poder contratar a alguien con conocimientos es aconsejable que lo hagas.

 ¿Porque creemos esto?

 Lo creemos porque las estadísticas así lo muestran.

Una empresa por muy en crisis que este si está bien gestionada no provocara la responsabilidad de los administradores y gerentes de la sociedad.

Por el contrario cuando el empresario no sabe es muy frecuente que al final los acreedores de la sociedad acaben por derivar la responsabilidad a los socios y gerentes de la misma.

Para evitar estas situaciones lo que hay que hacer es ni más menos que conocer los aspectos mercantiles o por lo menos saber qué hacer en los cobros y pagos de la empresa.

Aunque nosotros desde Avanza solemos escribir artículos de vez en cuanto explicando lo que tenéis que hacer cuando tenéis una empresa con deudas, a nivel de gestión llevarlo a la práctica luego no es fácil.

Es más, vuestro mayor problema no son en si los acreedores sino los plazos. Según ley cuando una empresa tiene deudas y tiene además sin pagar hay una serie de plazos que es donde provoca que los administradores y gerentes de la sociedad puedan ser responsables solidarios por las deudas generadas.

Y aquí da igual si se trata de un acreedor particular, una empresa o incluso el estado, en todos los casos será igual.

En líneas generales cuando una empresa este en situación crítica y el empresario ya no sabe qué hacer suele delegar la gestión administrativa de su empresa en un gestor.

No obstante esto no es suficiente ya que si tienes un gestor que es el encargado de llevarte el aspecto fiscal de tu negocio además de que no tiene porque realizar ese servicio, aunque le pagues para que te gestione todo eso tampoco sabrá como hacer dichas gestiones.

Es de sentido común, de nada sirve externalizar a alguien que no sabe cómo gestionar una empresa en crisis.

Lo habitual delegar en el abogado de la empresa o en el directivo de más confianza cuando a veces lo ideal sería buscar ayuda externa.

Dejar claro también que la gestión ni la compraventa de empresas con deudas son sociedades que en ningún caso vendamos nosotros.

Hay que diferenciar la venta de sociedades limitadas con este servicio completamente independiente.

Comprar sociedades limitadas y Venta Sociedades

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

2 × 4 =