Venta sociedades limitadas vs venta sociedades offshore

A día de Hoy en Grupo Avanza nunca hemos comparado las diferencias entre la venta de sociedades limitadas y venta de sociedades anónimas siendo esto lo que ofrecemos en nuestra empresa con la venta de sociedades offshore o venta de sociedades en paraísos fiscales.

Y sinceramente creo que mejor momento que este para comparar ambos tipos de compraventa no hay tras aparecer muchas noticias relacionadas con el tema de los paraísos fiscales entre los famosos papeles de Panamá y demás asuntos.

Porque aunque en ambos casos estamos hablando de la compraventa de sociedades la realidad es que poco o nada tiene que ver una cosa con la otra.

Diferencias entre las venta de sociedades limitadas y sociedades offshore

Mientras que una empresa lo que hace es constituir sociedades radicadas en nuestro país para después venderlas en el otro caso lo que se hace es crear sociedades radicadas en paraísos fiscales siendo la misma intención que la anterior, vender la misma a alguno de los compradores dispuestos a contratar dicho servicio.

En ningún caso se crean estas sociedades para utilizarlas ellos mismos sino que se crean para su posterior venta.

Esa es la idea que persiguen las empresas dedicadas a la venta de sociedades ya sean de una manera o de otra, el crear sociedades urgentes para su venta posterior a algún comprador.

Lo que sucede es que el tipo de comprador que acude a una y otra empresa también es muy diferente.

Aunque en ambos casos los compradores están interesados en comprar sociedades el uso que pretender darle a la sociedad es muy diferente.

Quien compra sociedades limitadas ya constituidas lo hace por varias razones, en primer lugar por la rapidez ofertada.

Por mucho que se diga en España aun sigue siendo muy lento el constituir sociedades, por el contrario mediante la opción de la compraventa de sociedades los clientes disponen en el momento de una sociedad totalmente preparada y lista para facturar.

La segunda razón es la que tiene que ver con la confidencialidad de los socios.

En las sociedades limitadas tras su compra los socios permanecen en el anonimato al no tener que inscribir dicha escritura en el registro mercantil.

Las únicas escrituras que podemos inscribir en el registro mercantil serán las de los cambios de administradores asi como ampliaciones de capital, cambios en el objeto social, cambio de domicilio social…no asi la compraventa de participaciones sociales la cual no se inscribe, no porque no queramos sino porque no se puede.

Puedes intentar registrar dicha escritura en el registro y podrás comprobar como no es posible hacerlo, solo será posible en caso de que se trate de una sociedad unipersonal.

En el resto de casos por el contrario no será posible.

La tercera razón es la que tiene que ver con la no obligación de depositar el capital social de la sociedad.

Al estar la sociedad constituida el desembolso de capital social fue realizado con anterioridad y por tanto los compradores no se ven obligados a tener que depositar de nuevo dicho capital.

En el otro lado de la balanza tenemos todas aquellas razones que existen para comprar sociedades en paraísos fiscales siendo las principales él no pagar impuestos.

Porque no hay otra razón para comprar una sociedad en un paraíso fiscal, el evitar pagar impuestos o bien la ocultación de bienes, no hay otra opción.

Porque lo que hacen las multinacionales es diferente al poder tener empresas físicamente radicadas en dichos países.

La diferencia entre lo que hace un particular con la compra de una sociedad en un paraíso fiscal y lo que hace una multinacional es que el particular vive en España pero intenta tener las ventajas de la sociedad offshore mientras que las multinacionales tienen la empresa que está radicada en dicho país solo por las ventajas fiscales.

Al tener la multinacional una empresa son sede física real en dicho país si pueden aprovechar la sociedad en su grupo empresarial para al final parar menos impuestos.

El particular o empresario al no llevar la dirección efectiva del negocio en dicho paraíso fiscal desde el punto de vista legal y ante hacienda la sociedad estará obligada a tributar en España.

Por eso quien tiene sociedades offshore no suele comunicar nada a hacienda, porque no tendría sentido hacerlo.

De nada sirve tener una sociedad offshore la cual te cuesta dinero mantener (mucho más que una sociedad española) para encima tener que pagar lo mismo que una sociedad limitada en España.

 No solo tendrá que pagar el mismo impuesto sino que tendrá exactamente las mismas obligaciones a nivel de cotizaciones a la seguridad social por el autónomo….

Todo se traduce en que quien compra una sociedad radicada en un paraíso fiscal lo hace con la clara intención de no informar acerca de lo que tiene en dicho país, ya sea dinero, bienes…

Es por eso que al final en prácticamente todas las tramas de corrupción que vemos en España al final siempre aparecen sociedades offshore, porque las crean personas que no quieren se sepa el cobro de comisiones o dinero que legalmente no podrían cobrar.

Quien tiene una sociedad limitada en España no puede llegar a ese nivel pues entre otras cosas las sociedades limitadas están obligadas informar hacienda.

En el caso de sociedades offshore las sociedades ni siquiera están obligadas a tener que llevar una contabilidad en la mayoría de países.

Además, la propia estructura de estas sociedades lo que esta incentivando es precisamente la falta de transparencia ante la hacienda del país de origen del cliente.

Como ves tanto la clientela como las ventajas en las diferentes sociedades son muy diferentes según si compras sociedades limitadas españolas o sociedades en paraísos fiscales.

Venta sociedades y Comprar Sociedades

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

4 × 3 =